El siglo XVI supone en la cultura española la llegada masiva del modelo humanista. Los aires italianos se convertirán pronto, tras una corta batalla entre "antiguos y modernos", en el modelo seguido por nuestros poetas, que dará lugar pronto al establecimiento del canon petrarquista. La figura de Garcilaso, con su breve y agitada vida, se alza como el referente indiscutible de esta época y como la poética imitada y admirada durante siglos, como el "clásico entre los clásicos". No ha habido época literaria posterior que no se haya rendido a su palabra, a su cadencia, a su ritmo perfecto.La antología para 3º de ESO incluye a un buen conjunto de poetas "italianos", con poemas significativos del nuevo estilo, cuyo comentario es clave para entender después, por ejemplo, a Lope de Vega o a Quevedo.